Decálogo del ThinTank Institute for European Advancement

  • Unidad indisoluble de la Unión. No se replantea que ningún estado miembro salga ni por impago de deudas ni por intereses partidistas nacionales. El proyecto europeo es irreversible y hay que seguir profundizando en la integración de la Unión

  • Defensa unificada de fronteras con unas Fuerzas Armadas europeas capaces de actuar en misiones internacionales y en coaliciones, tanto en misiones de paz como en intervenciones militares convencionales. El objetivo último será disponer de una política común de defensa orientada a intereses europeos y no nacionales .

  • Educación en valores europeístas como base para la convicción moral de una Europa unida, siguiente paso para una Europa como estado federal. Unificación de programas educativos en la medida de lo posible para alcanzar estándares comunes de educación en la UE.

  • Unión fiscal y principio de solidaridad con los estados miembros, así como programas ambiciosos de desarrollo económico, industrialización e I+D a nivel europeo. Un programa mejor que veintisiete.

  • Defensa de los valores económicos europeos y no aceptación del librecomercio con países que no cumplan unos estándares mínimos en áreas clave tales como derechos laborales, medioambiente, acceso a mercados, protección de datos, salud, seguridad de los productos/servicios etc…

  • Establecer una política de inmigración basada en cuotas que reflejen las necesidades reales de la economía europea. Se dará preferencia a la movilidad laboral dentro de la UE como eje vertebrador de la política social y de integración. Los inmigrantes extracomunitarios que aporten los conocimientos y experiencia requeridas serán más que bienvenidos y se pondrán todos los medios necesarios para su integración en nuestra sociedad, pero al mismo tiempo se luchará contra la inmigración no regulada no basada en demanda real de la economía europea. El objetivo último es la protección de los derechos laborales de los trabajadores europeos.

  • Toma de decisiones en las instituciones comunitarias basada en la información más exacta y con la menor carga ideológica posible para poder ponderar de manera correcta los diversos intereses de los “stakeholders” en la Unión y actuar de la forma más favorable al bien común.

  • Tolerancia cero con la corrupción. Creación de un cuerpo europeo con alta disponibilidad de recursos para coordinar la lucha contra la corrupción en la UE.

  • Promover la cultura de la meritocracia a todos los niveles de la Unión Europea. La productividad y la eficiencia deben ser señas de identidad en la función pública y del funcionamiento de las instituciones, que deben estar totalmente enfocadas a las necesidades del ciudadano.

  • Cuerpos de seguridad estatales unidos: Europol, quién asumirá un rol de coordinación mucho mayor al actual para garantizar un área común de seguridad y justicia que sea un fundamento básico para el buen funcionamiento de Schengen. La cooperación reforzada entre las policías de los estados miembros es imperativa.

Follow us